Cerdanyola del Vallés (Barcelona)

Ocupada desde el Paleolítico, Cerdanyola del Vallés es una localidad con una dilatada historia, emplazada a escasos 6 kilómetros de Barcelona, en la comarca del Vallés Occidental.

Existen numerosos vestigios de que sus tierras estuvieron pobladas por íberos, romanos, y pequeños grupos de cristianos que se dedicaron a las labores agrícolas. Tras fijarse los límites con los incursores musulmanes, la población  dispersa se reúne en la llanura y va creciendo en torno a dos parroquias, la de San Martín y la de San Acisclo y Santa Victoria de las Feixes.  Los agricultores residen en caseríos bajo la jurisdicción del Castillo de San Marcial.

Las familias agrícolas prosperan rápidamente convirtiendo sus residencias en masías, con grandes propiedades agrícolas. Este desarrollo es mayor con la explotación vinícola, a partir del siglo XVIII y en el XIX, se configura el actual núcleo urbano en torno a dos barrios, el de Arriba y el de Abajo.

La llegada del ferrocarril posibilitó que surgieran las primeras industrias y la llegada de personas procedentes de otras ciudades, por lo que la población creció rápidamente.

Cerdanyola fue un destino vacacional importante para burgueses refinados y artistas durante  la primera mitad del siglo XX, lo que se refleja en su arquitectura y patrimonio artístico.

Además, en la localidad de ubica la Universidad Autónoma de Barcelona y un importante Parque Tecnológico.

Entre sus edificios religiosos hay que destacar la Iglesia de San Martín. La original fue construida en la Sierra de Collcerola, durante la edad media. La actual es de principios del siglo XX, en estilo modernista, inspirada en el románico y gótico. También existe otra parroquia dedicada a San Martín, la Iglesia Vella o Vieja, del siglo XVI.

La iglesia de Santa María de les Feixes también fue edificada durante la Edad Media, aunque sufrió una profunda restauración a finales del XVIII.santmarcal

En cuanto a la arquitectura civil, el monumento más destacado es el Castillo de San Marcial, documentado desde el siglo XII y ha pertenecido durante más de 700 años a la familia Serdañola.

Es un edificio de planta cuadrada con patio central, una capilla gótica y una torre. Durante los últimos años del siglo XIX se le añadió toda la decoración que recubre el edificio.

 

C_CerdanyolaTambién hay que mencionar las masías de algunos ricos terratenientes, construidas alrededor del siglo XVIII. Entre ellas se encuentran Ca n’Ortadó o Can Cordelles.

La oferta cultural de Cerdanyola la completan diversos museos, como el Museo de Arte; el museo Ca n’Oliver o el museo Ca n’Ortadó.

Siempre serás bienvenido a esta ciudad por la C de Cerdanyola que preside la plaza principal y es obra del escultor Salvador Mañosa. La escultura rinde homenaje al presidente de la Generalitat Lluís Companys, fusilado durante el franquismo.

Publicado en: Barcelona, Cataluña, Cerdanyola del Vallés

Dejar un comentario