Mora de Rubielos

mora_rubielosAl Sur de la provincia de Teruel se ubica el municipio de Mora de Rubielos, apostado a los pies de la Sierra de Gúdar, a  1035 metros de altitud.  Forma parte de la región del Alto Mijares turolense y es capital de la comarca de Gúdar-Javalambre.

La zona estuvo ocupada desde la prehistoria, por lo que en los alrededores del pueblo se sitúan dos importantes yacimientos arqueológicos: La Hoya Quemada y La Cueva del Coscojar.

CastilloMora de Rubielos fue una plaza importante durante la conquista cristiana a los musulmanes, y perteneció a diferentes reyes y nobles a través de ventas y donaciones, entre ellos, a los Fernández de Heredia, señores de Mora, una de las familias más poderosas de Aragón. Su importancia se refleja en la arquitectura local, entre la que sobresale, precisamente, el Palacio-castillo de los Mora, el cual domina todo el conjunto urbano desde una elevación rocosa. Se trata de un imponente edificio de planta cuadrangular flanqueado por torres defensivas almenadas en su frente, y por una torre palaciega con ermita, en la parte posterior de un amplio patio porticado que estructura el conjunto.

ColegiataOtro de los edificios levantados bajo el mecenazgo de los Fernández de Heredia es la ex–colegiata de Santa María, una obra gótica con contrafuertes y torre campanario de planta cuadrada.

Mora de Rubielos cuenta con varias ermitas construidas entre los siglos XVI y XIII, como la ermita de Loreto, de la Magdalena, la de San Roque, la ermita de la Soledad, la de La Dolorosa o la de San Miguel.ermita_de_la_Magdalena_600_450

En cuanto a su arquitectura civil, destaca la Casa Consistorial, del siglo XVII o las casonas hidalgas de la calle de Las Parras, como la de los Cortel de la Fuen del Olmo, edificada en el siglo XV, y reformada durante épocas posteriores.

El municipio, que estuvo amurallado, cuenta con numerosos portales de entrada, sobre los que se han levantado construcciones posteriores.

Mora de Rubielos fue declarado Conjunto Histórico en el año 1978 por la Dirección General del Patrimonio Artístico

Compartir este artículo

Deja tu comentario